Eulàlia Valldosera

La compleja producción artística de Eulàlia Valldosera (instalaciones, acciones, fotografías, videos…) ha mantenido un interesante pulso entre lo poético y lo político desde que empezara al principio de la década de los noventa un proceso de investigación vinculado con su propio cuerpo, con uno de sus trabajos germinales El ombligo del mundo. La muestra a modo de retrospectiva que se pudo ver a principios de 2009 en el museo Reina Sofía ha puesto de relieve ese buen equilibrio y la coherencia de su trayectoria, lo que le ha brindado el reconocimiento como una de las artistas españolas más importantes de su generación.

Su trabajo, a pesar de ser fluido, escurridizo, de estar en continuo movimiento y muy ligado a su experiencia personal, parte siempre sin embargo de una clara posición de mirar el mundo como mujer. El cuerpo femenino y sus ciclos, las experiencias amorosas, la maternidad, el espacio doméstico de la casa y sus dependencias o la relación con los objetos cotidianos son algunos de los temas que ha ido hilvanando a lo largo de su trayectoria en una serie de instalaciones y montajes que envuelven al espectador con un carácter casi mágico, pero que tras una mirada reflexiva se evidencia el espíritu crítico que los alienta.

Sombras, reflejos, proyecciones, transparencias, líquidos, son algunas de las herramientas que ha utilizado con mayor atino para abordar esas temáticas y construir su innovadora gramática formal. Sus sombras, a diferencia de las de la caverna platónica, no son reflejos engañosos y de segunda categoría sino que arrojan luz, sirven para desentrañar la impostura de los modelos fijos de los que proceden (como ocurre con las sombras-siluetas femeninas de sus envases de productos de limpieza). A su vez el carácter fluido e inmaterial de muchas de sus instalaciones le sirve para dar forma a unas identidades fluyentes, que reaccionan contra la rigidez de la autoridad de los modelos y estereotipos patriarcales. Sus evocadores montajes cinéticos, de acumulaciones objetuales y de reflejos y sombras inciden en el carácter cosificador y alienante al que se ve sometida la mujer en las sociedades de consumo.

Jesús Martínez Oliva. Departamento de Bellas Artes, Àrea escultura, Universidad de Murcia.
© Mètode 2009.

Número 62 (2009): Todo sobre la madre
{rokbox album=|1789| text=||}images/stories/MetodArt/Eulalia_Valldosera/E_VALLDOSERA01B.jpg{/rokbox}{rokbox album=|1789| text=||}images/stories/MetodArt/Eulalia_Valldosera/E_VALLDOSERA02B.jpg{/rokbox}{rokbox album=|1789| text=||}images/stories/MetodArt/Eulalia_Valldosera/E_VALLDOSERA03B.jpg{/rokbox}
Eulàlia Valldosera. Maternidad I, 2009.
Archivo digital (capturas de vídeo procesadas en Photoshop). Dimensiones variables.
Eulàlia Valldosera. Maternidad II, 2009.
Archivo digital (capturas de vídeo procesadas en Photoshop). Dimensiones variables.
 Eulàlia Valldosera. Maternidad III, 2009.
Archivo digital (capturas de vídeo procesadas en Photoshop). Dimensiones variables.

© Mètode 2011

Profesor del departamento de Bellas Artes, Área escultura, Universidad de Murcia.