¿Quién dice que el caos no tiene leyes?

Caos en casa

Si está cansado/da de ver siempre el mismo caos en su casa, le proponemos que le dé un toque científico. No cuesta demasiado y puede entretener a las visitas. Empiece por construirse un péndulo con un hilo y una bolita de hierro. Si lo hace oscilar observará un movimiento monótono que sería eterno si pudiera eliminar el roce con el aire. Para hacer el experimento un poco más divertido, coja ahora tres imanes (esos que tiene en la puerta de la nevera y que siempre van por el suelo le pueden servir) y póngalos sobre una mesa. Ahora deje oscilar el péndulo por encima de los imanes (figura 3). Si lo hace repetidas veces observará lo extraño que es el movimiento y cómo resulta difícil hacer predicciones. A veces el movimiento se limita alrededor de uno de los imanes, otras acaba cerca de otro. En la figura intermedia se puede ver una representación esquemática de esta situación. Ahora podría marcar en un papel cada posición desde la que va soltando la bolita con un color diferente (rojo, azul, amarillo) según el imán en el que acaba concentrándose el movimiento. Pero para evitarle dolores de cabeza, no nos atrevemos a proponérselo. En cambio, le invitamos a contemplar la espectacular figura 4 que representa, por simulación con ordenador, lo que se obtendría. ¡Enhorabuena! Acaba usted de descubrir el caos determinista.

© Mètode 2002 - 35. Sinfonía del caos - Disponible solo en versión digital. Otoño 2002

IFIC, Centro mixto CSIC-Universitat de València.

Departamento de Física Teórica, Universitat de València.